Mi gato se porta muy mal

Por norma general un gato no es malo. Si tiene actitudes que consideras que escapan de lo normal y tienen connotaciones negativas es momento de actuar.

Mi gato se porta muy mal | Hora Gatuna

La afirmación de buenas a primeras está mal construida. Un gato no se porta mal. Hace cosas que no debería hacer pero hay un motivo por el cual hace todo lo que no debería hacer. Pero estás de suerte ya que muchas de las actitudes y comportamientos de tu gato que no te gustan pueden ser reversibles y pueden ser modificadas.

Hay dos motivos importantes por los cuales un gato se «porta mal» y hace cosas que te perjudican. La primera es por falta de educación, especialmente en edades tempranas. A un gato hay que educarlo y enseñarle que es lo que puede y lo que no puede hacer. Tienes que tener una cosa clara. Los gatos son animales que aceptan las normas así que no vas a tener muchos problemas.

El segundo motivo por el cual tu gato se porta mal es por un deficit de liberación de energía. Es decir, necesita que le des marcha en forma de juegos o que le dediques algo más de tiempo. Si cansas a tu gato jugando va a necesitar tiempo para descansar y seguro que no anda por casa liándola ya que va a invertir ese tiempo en descansar.

Conductas de un gato que se porta mal

Por suerte y como te decíamos las distintas conductas negativas de tu gato pueden ser tratadas y modificadas. Sólo hace falta invertir un poco de tiempo y tener mucha paciencia para enseñar y educar a tu gato. Aunque tienes que tener en cuenta que el mayoría de los casos te va a tocar a ti adaptarte a algunas cosas que tienen los gatos.

Muerde

Tira cosas al suelo

No utiliza el arenero

Muerde cables

Sube al sofá y lo araña

Bufa y se pone agresivo

No quiere utilizar el transportín

Me odia

Comentarios